viernes, 25 de febrero de 2011

Condenado un abogado por calumniar a un magistrado

 La titular del juzgado de lo Penal número 4 de Córdoba ha condenado a un abogado a una pena de multa de nueve meses con cuota diaria de 100 euros (un total de 27.000 euros) por un delito de calumnias, cometido al sugerir en una demanda que un magistrado de la Audiencia Provincial había prevaricado.
 
Según la sentencia, el acusado presentó el 9 de enero del 2007 una demanda de responsabilidad civil contra jueces y magistrados, ejercitando acción contra un magistrado de la Audiencia Provincial... En el escrito, el abogado pedía que se declarase la responsabilidad civil de dicho magistrado por los daños causados a uno de sus clientes "a consecuencia de su actuación culposa o dolosa en el ejercicio de sus funciones de juez" al resolver un recurso de apelación.

Añadía que el magistrado había introducido "irregularmente" un informe pericial; que la conclusión de la sentencia era "arbitraria e ilógica"; que manipuló las declaraciones de un forense; que admitió "indebidamente" una prueba, y que dictó "a sabiendas o de forma negligente" un fallo revocatorio parcial "no sólo sin motivar el apartamiento de dicho fallo sino desvirtuando sin fundamento fáctico alguno el resultado de dichas pruebas". Y esto, apunta la juez que ahora condena al abogado, "como bien sabe el encartado, operador jurídico en ejercicio, viene a ser, sin nombrarlo, la clara definición de prevaricación".

Para la juzgadora todas estas expresiones que utilizó el letrado en la demanda "exceden con creces" el derecho de defensa y de crítica de las resoluciones judiciales, denotando una "intención manifiesta de calumniar, de faltar al respeto y la consideración debida" al magistrado.

Así, condena al abogado por un delito de calumnias y le impone la pena de multa de 27.000 euros. El ministerio fiscal había solicitado que se le impusiera al letrado un año de prisión e inhabilitación para el ejercicio de la abogacía.